Con aporte de aislamiento

Los sistemas con aporte de aislamiento en fachada se pueden dividir en dos tipos: Fachadas Ventiladas y S.A.T.E., y cada una de ellas se recomienda según sean las zonas, edificios y necesidades. Estas rehabilitaciones conllevan, además de una renovación estética del edificio, una mejora del confort en las viviendas, ahorro energético y solución de problemas consecuencia de la escasa existencia de Aislamientos en los edificios.